Flora Tristán

Flora Tristán

Nació: en París, Francia, el 7 de abril de 1803. Falleció: en Burdeos, Francia, el 14 de noviembre de 1844.

Flora Tristán fue una importante pensadora y escritora francesa de ascendencia peruana, cuya obra se convirtió en pilar del movimiento obrero y del feminismo.

Cronista de una época difícil para las mujeres, tuvo una vida intensa. Creció [ en la abundancia y padeció la pobreza extrema, fue maltratada por su marido, se reveló contra el sistema patriarcal y se convirtió a sí misma en una mujer emancipada. Luchó de manera incesante por lograr una sociedad más igualitaria, empeño que quedó plasmado en una obra inmensa. En sus libros denunció la exclusión social y la dura realidad de las mujeres, de los trabajadores, de todos los desheredados, y a lo largo de su corta vida manifestó un compromiso férreo con el feminismo y el movimiento obrero.

Nació luego de que la revolución desembocara en el poder absoluto en manos de un militar que se proclamó emperador. Fue hija de Marino Tristán y Moscoso, coronel peruano de la armada española, y de la francesa Anne Laisney. El matrimonio llevaba una vida holgada, Flora creció llena de comodidades en un hogar visitado por personajes como Simón j Bolívar. Pero tras la muerte del padre, cuando Flora tenía cuatro años, quedaron sumidos en la pobreza al negársele a la viuda, que no se había casado formalmente, todo derecho sobre los bienes del difunto Tristán.

Flora era muy joven cuando se empleó en un estudio de litografía y'' comenzó a trabajar coloreando los grabados que hacía el propietario, André Chazal, quien se convirtió en su esposo y en su verdugo. La pareja concibió tres niños - dos de los cuales murieron pero una sobrevivió y fue la madre de Paul Gauguin -, y fuera de eso la relación resultó traumática. Flora vivía tiranizada y sometida a todo tipo de maltratos, hasta que decidió abandonar a su marido convirtiéndose poco menos que en una delincuente, pues la ley no la amparaba en su decisión. Sin embargo, su marido siguió hostigándola cada vez que pudo, al punto de que llegó a herirla de un impacto de bala. Finalmente fue condenado y ella consiguió su ansiada libertad.

Sobre los años que siguieron a su separación no hay fuentes concretas, sólo suposiciones fundadas según las cuales Flora tuvo oficios esclavos y vivió como una paria. Sin embargo, las experiencias más amargas no la desalentaron sino que consolidaron su espíritu combativo. Se sabe que al cabo Flora viajó a Perú tras establecer contacto con su familia paterna y aunque se suponía que existía una herencia sólo obtuvo una magra pensión mensual. Allí permaneció una temporada, fue testigo de la guerra civil y de las Injusticias sociales que padecía el pueblo peruano. Todo lo cual la marcó tanto que al regresar a París un año más tarde escribió su experiencia en un bello libro llamado Peregrinaciones de una Paria.

Flora Tristán contó con valor y profunda libertad de palabra su viaje u Perú y su vida como hija ilegítima, como mujer bastarda, como marginal. El libro tuvo tanto éxito que la convirtió en un personaje destacado en el medio intelectual parisino. Luego viajó a Inglaterra y escribió Paseos por Londres, obra con la que volvió a impactar. Durante este viaje, Flora se disfrazó de hombre para acceder a lugares como el Parlamento británico. Se dio cuenta de que las mujeres, luchando solas, no podían transformar la sociedad. Por lo que sugirió su unión con los trabajadores, y emprendió un viaje por Francia apoyando a los obreros. Al llegar a Burdeos se sintió extenuada, y murió súbitamente, con sólo cuarenta y un años. Cientos de obreros acompañaron su cadáver hasta el cementerio de La Cartuja, donde está enterrada.

Pensamiento pionero

El feminismo de Flora Tristán tiene base en la Ilustración y presupone un proyecto político que parte de la idea de que las personas nacen libres y con iguales derechos. Por otro lado, se encarna en el periodo posterior a la Revolución, y asume la debilidad política de las mujeres y su falta de libertad. Su propuesta de cambio es la de ligar la base ideológica del feminismo a la fuerza de la clase trabajadora desplazada.